Juanma Velasco

Un espacio sin cortinas de humo

      AQUEL IMPERATIVO DE TU SUBCONSCIENTE

Deja un comentario

Obedezco.

Ya es mañana, tu mañana, y pienso en ti.

Quizá no eras consciente, quizá sí (no tengo modo de saberlo), que más que un título, aquello esplendía como un epitafio: el tuyo.

Y sí, también lúcido para eso, porque la ambivalencia de “batalla” acogía por igual a la vida que a la muerte, a tu muerte que a mi vida.

Obedezco. Cada día sigue siendo mañana, cada amanecer una batalla, y pienso en ti.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s